mantenimiento-piscinas-barcelona-II-1024x290

Un día más, en el blog de Piscinas Salgado, especialistas en el mantenimiento de piscinas en la provincia de Barcelona, te traemos toda la información relativa a tu piscina. Hoy hablaremos de los diferentes productos químicos que se utilizan en el mantenimiento de piscinas en Barcelona.

El pH del agua

El pH es la medida que utilizamos para determinar la acidez o alcalinidad de un líquido. Nos indica la concentración que tiene la solución de iones de hidronio y está altamente ligado a la calidad del agua de las piscinas. Para que el cloro haga efecto, el pH del agua tiene que estar comprendido entre los valores 6.5 y 8, por fuera de estos valores, el cloro no tiene ningún efecto. Por eso, para el mantenimiento de piscinas en la provincia de Barcelona y en cualquier lugar, es preciso mantener un nivel de pH adecuado. Asimismo, si el valor está por encima del 8, el agua estará turbia y producirá irritaciones en las mucosas; en nariz, ojos, orejas y garganta.

Producto Antialgas

Las algas son microorganismos vegetales autótrofos que proliferan en las aguas estancadas. Transportados por el aire y avivados por las altas temperaturas del verano, estos microorganismos ponen en peligro la calidad del agua de las piscinas y representan un problema para sus usuarios. En Piscinas Salgado, empresa de mantenimiento de piscinas en Barcelona, abogamos por el uso de productos antialgas, que no solo las eliminan, sino que previenen su aparición.

Podemos encontrar tres clases de algas en el agua de las piscinas: de color verde, mostaza y negras. Las primeras, las encontramos flotando en la superficie, enseguida son visibles. Las de color entre amarillo y marrón, las solemos encontrar en las paredes. Y por último, las algas negras, las más difíciles de eliminar, crecen en paredes y juntas de azulejos. Pero sea cual sea el tipo de alga del agua de su piscina, se deben eliminar enseguida.